Lio Malca

Lio Malca es un reconocido coleccionista de arte colombiano, galerista y hotelero con proyectos en Nueva York (EE.UU.), Ibiza (España) y Tulum (México). Proveniente de una familia dedicada al negocio del textil, Lio Malca prefirió enfocar su carrera al coleccionismo de arte. 

 

A principios de los 90, Malca empezó mostrando interés por artistas jóvenes de la escena cultural neoyorquina, que en especial cuestionaban los límites del high y low art. Y a lo largo de toda la década de los 90, siguió invirtiendo en mercados emergentes. Desde entonces, Malca ha ampliado sus intereses como coleccionista y pensador surrealista, siguiendo su intuición y utilizando su gusto personal como guía. 

La colección de Malca se centra en la adquisición de obras que desafían las narrativas históricas establecidas del “gran Arte” y difuminan los límites entre lo urbano y popular;  lo académico y lo museístico. Malca fue uno de los visionarios promotores de la obra de Basquiat cuando tan solo era reconocido en pequeños círculos del mundo del arte. Apostó también por artistas como Keith Haring y Kenny Scharf, ahora figuras icónicas del street art y el arte contemporáneo, y apoyó desde el inicio sus mercados emergentes. Más tarde, comenzó a coleccionar obras de artistas herederos del Pop Art como KAWS y derivados del movimiento Lowbrow como Mark Ryden y Marion Peck.

Lío Malca__SGC7724.jpg

La colección de Lio Malca ha evolucionado adquiriendo cada vez más obras de artistas latinoamericanos y europeos como Jacob El Hanani (Marruecos) y Zilvinas Kempinas (Lituania). Desde 2002, Malca ha estado coleccionando arte asiático contemporáneo. Ha adquirido obras de artistas como Hiroshi Sugimoto,Keiichi Tanaami,  Nobuyohsi Araki y Yue Minjun.

 

Como coleccionista, las inclinaciones artísticas de Malca crecen de acuerdo con la vanguardia contemporánea. Recientemente, se ha interesado por artistas que incorporan nuevas tecnologías en su trabajo, como Brody Condon, Marco Brambilla, Joanie Lemercier y Quayola. Además de valorar los desarrollos tecnológicos en el mundo del arte, Malca mantiene vivo su interés por los artistas del siglo XX que ya forman parte de la historia del arte, como el surrealista italo-mexicano Pedro Friedeberg, del cual Malca posee más de 100 obras en su colección.

 

Lio Malca no es únicamente coleccionista, sino que tiene un interés real por promover proyectos curatoriales colaborando estrechamente con marchantes de arte, apoyando directamente a los artistas, y trabajando en estrecha colaboración con distribuidores de arte establecidos, galerías y museos de todo el mundo. Cree profundamente en la idea de que el arte aporta magia y sentido a la vida. Sus proyectos personales tienen la capacidad única de generar espacios accesibles donde es capaz de mostrar las obras de su colección al público. Tiene una galería en Nueva York, un hotel boutique en Tulum, y una fundación de arte contemporáneo en Ibiza.

 

La colección de Malca se gestiona en la Lio Malca Gallery de Nueva York. Allí, ha organizado más de una docena de exposiciones temporales, que van desde In Your Face, donde se exhibieron las obras de Keith Haring, Kenny Scharf, Jean-Michel Basquiat, hasta Joga Bonito en 2019 con obras de Vik Muniz. Malca ayudó personalmente a patrocinar la carrera de Muniz desde el principio, como lo ha hecho con otros artistas.

 

En 2014 abrió Casa Malca en Tulum, México. Casa Malca es un hotel que es mucho más que un hotel. Es un refugio de lujo donde el diseño y el arte envuelven a los huéspedes en una realidad mágica. Parte de la colección de Lio Malca se exhibe allí distribuida en varios espacios, interiores y exteriores. Casa Malca es un proyecto que define un concepto único donde las personas disfrutan de la naturaleza y los placeres más exquisitos, a la vez que conviven con obras de arte dignas de estar en un museo. 

En 2020, comenzó Art Lodge, un programa de residencia para artistas que se realiza en Casa Malca.

 

En 2015 creó la Fundación La Nave Salinas en Ibiza (España), un proyecto sin ánimo de lucro creado para la difusión del arte contemporáneo, que tiene su sede en un lugar único, la antigua nave salinera localizada en el parque natural de las salinas de Ibiza. El lugar dispone de un imponente espacio expositivo de más de 300 m2, con techos de más de 8m de alto, donde se organizan impactantes instalaciones de artistas como Bill Viola, Keith Haring, KAWS, Kenny Scharf o Marco Brambilla. La Fundación desarrolla cada año un ambicioso proyecto curatorial que incluye un programa educativo en el que se ofrecen visitas guiadas a las exposiciones y talleres didácticos para las escuelas locales. Actividades que pretenden acercar el arte contemporáneo apersonas de todas las edades, y que se ofrecen de forma gratuita, principio que le diferencia del resto de proyectos culturales de la isla.

 

Los proyectos de Lio están vivos, siguen evolucionando, cambian, aunque siempre mantienen la esencia Malca. Su motor creativo sigue trabajando en la posibilidad de nuevos proyectos y en poder ampliar los que ya tiene, y su colección sigue creciendo, manteniéndose fiel siempre a los impulsos de la intuición.